jueves, 6 de mayo de 2010

HUMEDO


6 de mayo de 2010. Han pasado más de 6 años desde que pisé por última vez la rancia cafetería EL CORAL, que hacia las veces de cafetería universitaria por la proximidad a mi facultad de derecho. Hoy me encuentro justo enfrente y me apetece volver a entrar… por lo que se ve no ha cambiado nada, las mismas sillas de cuero, mesas de madera… extrañamente el suelo está limpio, lo que es una señal inequívoca de que las hordas de universitarios no han hecho un descanso aún durante el día o esta cafetería ha dejado de estar de moda…

- Me pone un café, por favor?
- Si claro…

Creo que Anita, la camarera y cocinera, le suena mi cara pero no me ha reconocido… ha puesto una cara de extrañeza,. Como frunciendo el ceño.

No dejan de pasar millones de recuerdos vividos aquí por mi mente. Nunca me olvidaré del primer día de universidad cuando después de una aburridísima clase de Historia del Derecho vinimos casi todos los de la clase al bar mas cercano, cuando aún nos llevábamos todos bien y parecía que teníamos un interés real por conocernos y unas ganas increíbles de comernos el mundo.

Podía ser en esta misma silla en que me estoy sentando enfrente de la barra ahora, en la que me cogí mi primer pedo universitario de cerveza, con mis entonces inseparables Miguel y Luis, escaqueándonos de alguna clase que ahora no recuerdo… miro a la puerta y parece que cualquiera de las personas que pasa va a ser Carlos, nuestro tercer mosquetero o alguna de las chicas de clase ansiosas por unirse a donde de verdad estaban las risas…

Recuerdos de clases, juegos de cartas, miles de planes hechos en las mesas para cuatro. Muchas veces pensamos en irnos el finde a recorrer otras universidades, Slamanca, Granada, Navarra… solo fuimos a Navarra… Pero en el decadente comedor de EL CORAL se gestaron muchas aventuras “post exámenes” dignas de ser recordadas…. Y fue donde más aprendimos todos de nosotros mismos y de la vida, unos con otros, contándonos y preguntándonos con pelos y señales cosas que nunca nos hubiéramos atrevido a preguntar en casa … y menos quienes veníamos de ambientes muy conservadores.

Era el espíritu de la universidad. Por fin éramos libres, teníamos edad para poder hacer lo que quisiéramos, dinero en los bolsillos y en nuestra generación se respiraba libertad, nos intentaban inculcar el máximo respeto. Era como si de pronto un baso que nunca había tenido agua hubiera que llenarlo rápido.

En medio de todo eso, yo crecí en mis primeros años universitarios. El niño bueno se estaba haciendo hombre y según parece, no se me estaba dando nada mal. Recuerdo exactamente en una de las mesas donde nos reunimos 5 de los chicos de clase aburridos de jugar a las cartas, cervezas y fumar, que empezamos a hablar de las chicas de clase… Miguel estaba entre ellos y no sé en que punto de la conversación soltó:

- Pues este ( me señala) le ha hecho un dedo a MP…
- Anda!!! No me jodas si tio??..
- Coño Miguel, que discreto... joder…. Te lo he contado por que eras mi amigo tio!
- Anda ya tio (Suelta Álvaro, uno de clase) si somos tios,,, nos podemos contar esas cosas, que de aquí no sale. Ya no estamos en el instituto.

Comenzamos todos a contarnos nuestros “éxitos” con las chicas de clase, a ver quien se había liado con Loreto, una tía de clase con las tetas enormes, todos nos queríamos currar a Miriam, la mujer perfecta y “establecimos” cuales eran las facilonas en caso de máxima necesidad, si es que alguien no se había dado cuanta ya de que Tere y Lola después de la primera copa solo buscaban…. Pollas….



Nunca se me olvidará por que dejé de venir a El Coral a finales de 4º de carrera…

6 de Mayo de 2004. Estoy en clase de mercantil, mandándome notas con Miguel. Normalmente nos contaríamos cualquier chorrada pero esta vez estamos en plan profundo intentando solucionar lo que parecía iba a ser el fin del mundo.

Miguel: Miry me llamó ayer tío, está muy preocupada. (zas, pasa el papel)
Yo: Ya tío, es una AGONIAS con las notas… (zas)

Miguel me mira un segundo incredulo…

Mg: No tío. Es por ti. Venga hombre, que te pasa??, te estás portando súper raro!! (zas)
Yo: Nada tío, no estéis tan pesados: entreno mucho, tengo un huevo que estudiar, el calor que hace y que me jode estudiar lo que no me gusta… (zas)

Mg: no m jodas tronko, que somos AMIGOS, a ti te pasa algo… me lo puedes contar, si te has metido en algo o necesitas ayuda… espero que lo de Navarra no pasara otra vez… (ZAS) (se refería a un dia que probamos la coca…)

Yo: Calro que no joder… nada que ver!!! Xo xq me tiene que pasar algo??? (ZAS)
MG: Coño, desde hace semanas ya casi no sales, evitas ir a desayunar con nosotros, no te apetece hacer casi nada y encima Miry está súper agobiada por que dice que la esquivas, cree que no sabes como dejarla…(ZAS)

No puedo escribirlo.. le digo susurrando:

- Tio… Miry está bien, son percepciones…

Miguel pone cara de estar flipando:

- Has visto lo esquelética que se está quedando?? Las ojeras que tiene??? Tronco, es tu novia joder, date cuenta!!!

El catedrático se ha dado cuenta de nuestra conversación, ya por encima del tenue susurro:

- Señor Cuevas, por favor , abandone la clase y deje a sus compañeros disfrutar de la asignatura que a lo mejor les dará de comer…. Cuantas veces tengo que decir que a quien no le interese que no entre???
Miguel se pone en pié y sale de clase. Sabe que no pasa nada por que si dice algo importante yo se lo pasaré…

Vibra mi movil:

Miry: Amor, desayuno n CORAL, vente desp de class. Hablamos xfa. TQTNT.

No puedo seguir escuchando lo que dice el catedrático. Se me inunda la cabeza de dudas, imágenes, sentimientos de culpabilidad, de suciedad, los ojos se me humedecen… tengo que tomar una decisión, no puedo negar que estoy mal, pero tampoco puedo decir por que y callármelo es seguir haciendo daño…. Lo desconocido me está matando por dentro, pero no es justo que el ser más maravilloso del planeta sufra por mi culpa…

La única solución justa es cortar con Miry, a sabiendas de que me puedo arrepentir y de que no sé bien por que tengo que hacerlo. NO puedo decirle que desde hace dos meses no puedo dejar de pensar en otra persona. Como decirle sin destrozarla que desde que me levanto ya no es en ella en quien pienso, sino que espero como un adolescente, entre miedoso e ilusionado, ver a esa otra persona?. Como decirle que la dejo por no hacerle daño, que no se bien por que es o que es por alguien que que nunca me atreveré a hablar o tan siquiera mirar a los ojos. Como decirle que esa persona es mi profesor de spinning?

El mundo se me está viniendo encima. Nunca me había pasado… desde hace dos meses no puedo dejar de mirar a un tío. Y solo a uno, a mi profesor de spinning. ME he cambiado de bicicleta a la última de la clase para no llamar la atención, he intentado cambiar de hora y sigo coincidiendo con él, procuro ser aún más borde de lo que soy, miro toda la clase al suelo, hago de todo…. Pero cuando se cruza enfrente mio algo se despierta en mi cuerpo, algo cambia, me lleno de electricidad… y si se cruzan nuestras miradas… dios, debe ser tan evidente que miro al suelo, por que sé que me debo poner mas rojo que un tomate…

………

Recuerdo como entré ese día en EL CORAL. Me salté una clase por que quería encontrarme a solas con Miry y efectivamente ella era la única que estaba en el bar. Ella debía estar sentada en la mesa de cuatro que tengo justo al lado, sola, con un poleo, sus sacarinas y un cigarro encendido.

Dudé unos minutos antes de entrar, la veía de espaldas desde la puerta… Quise recordar el mar de sensaciones que ella siempre me había provocado, lo mucho que me gustaba cuando se soltaba su pelo negro, ondulado y largo, lo dulce de su sonrisa, lo felino de su mirada verde. Recuerdo que hace no mucho mi corazón se detenía cuando mirándola en medio de clase, advertía un gesto complice de su parte…

Algo me comía y empujaba desde el interior. Tenía que dejarla por que la quería demasiado como para hacerle daño, pero quizás el mismo paso de dejarla sin saber bien por que lo hacia o si el hecho de hacerlo daría un rumbo inesperado a mi historia, me estaba matando. Tenía curiosidad dentro de mi. Ya no lo podía aguantar más….

Entré y conversamos un rato largo.


Sus palabras desde entonces las he recordado un millón de veces, no sé si en su orden… pero si con su sentido:

“No sé que decirte… es obvio que estas mal pero no entiendo por que no puedo ayudarte. Si es algo de tu familia creo que ya tenemos confianza… si te has metido en algún problema solo tienes que decírmelo, para eso estamos juntos. Creí que estaríamos juntos toda la vida… si te has agobiado lo entiendo, es normal… si quieres un tiepo por que necesitas crecer…”

- Es todo Miry. La carrera me agobia, no me gusta, este año ya no sacaré buenas notas… las cosas en casa ya sabes como están… se que eres la mujer de mi vida pero no puedo, me siento encerrado, tengo que crecer… me quiero ir fuera, muy lejos… y no es justo que sigamos un año más hasta que terminemos la carrera para luego irme yo a recorrer el mundo sin saber mi destino. No puedo pedirte que me esperes…
- Como simpre, no habrá nada que te haga cambiar de opinión, verdad?
- ME temo que no…

Recuerdo esa tarde sentados como la vez que mas daño he hecho a alguien. Aún no sé, el tiempo no me ha demostrado, que haya hecho lo correcto. Pero desde entonces he podido dormir más tranquilo…

………………

Los días siguientes no pude estudiar. Estábamos a solo unas semanas de los exámenes más duros de toda la carrera y yo sabía que eran importantes, pero siempre que me enfrentaba a los libros en mi cabeza solo aparecían preguntas. Tampoco podía ir al gimnasio, ahora que tengo libertad, el miedo de que pudiera pasar algo me comía por dentro…

……………..

TERMINÉ POR IR AL GIMNASIO, A SPINNING….. LUEGO OS CUANTO COMO TERMINÓ ESA CLASE……

.........

Pasaron unos días, era sábado y recuerdo que Madrid estaba vacío de gente. La inapetencia se había apoderado de mi, no me apetecía comer ni quedarme en casa, ni salir… no atendía el teléfono a excepción de mis padres a lo que procuraba dar la sensación de que todo estaba normal.

Esto tenia que cambiarlo de algún modo, no podía ser que al querer no hacer daño a alguien me costara mi propia salud menta. Decidí comer algo e ir al gimnasio, me imaginé que no habría mucha gente y que no habría muchas actividades colectivas. Me equivoqué, pero solo en lo segundo.

Una vez que llegué al gimnasio la chica de recepción, María, se extrañó de verme, “eres de los pocos que se ha quedado!! Tienes el gimnasio casi para ti solo!;)”… me cambié, me puse el bañador que usaba siempre para entrenar y una camiseta azul oscura. Me dirigía a la zona de pesas donde solo había un señor mayor y Antonio, un chico con el síndrome de Down que entrenaba en mi gym. Al poco se acerca María:

-Hey! Como aquí? No te animas a spinning?? Pensé que eras adicto…
- uf, no… hoy estoy cansado…
- Anda, anímate, si quieres te vas a la mitad… sabes? Es que hoy solo hay 3 personas y si con menos de 5 no empieza la clase. Si tu te animas yo me cambio y empezamos!!
- anda venga…

Me dirigí a la clase de spinning, podría haberme tocado cualquier monitor pero estaba seguro de que, con la suerte que estaba teniendo últimamente, sería Alex ese tío pone mi mente a mil desde hace dos mese… la cusa de mis comeduras de cabezas e indirectamente de mi ruptura con Miry y mi actual depresión…

La clase estaba vacía como nunca la había visto antes. María ya había llegado y puesto entre las primeras. Yo fiel a mi cabeza me puse donde siempre al fondo de la clase.

María: tio que lejos… ponte por aquí que somos pocos…
Yo: que va tia… es por costumbre, ya conozco los pedales y controlo la dureza de esta bici…

JODER! A alguien se le hubiera ocurrido una excusa mas entupida??? Ni que fuera intimo de unos putos pedales…

Efectivamente el profesor de hoy era… Alex. Llega con su mayas de ciclista y camiseta de neopreno, pone sus discos etc…

Alex: A ver… el del fondo, por que no te pones por aquí ya que hoy somos pocos? O eres vergonzoso…

María me mira y se sonríe, a ver si tendría los cojones de soltar otra vez la misma tontería de los pedales… cojo mi toalla, mi botella de agua y me pongo en la única bici libre de primera fina, justo al lado de María que se había puesto enfrente de Ales…

Alex: Bueno, que os parece si, como somos pocos hoy nos centramos en una clase explosiva, nos concentramos más en los glúteos??? Vamos ha calentar un poco y luego casi toda la clase hacemos etapas en cuesta y sostenidos…
Lo que me faltaba. Me pongo al fondo de la clase todo el año para no verle el trasero a este tio y ahora que estamos casi solos vamos a trabajar específicamente el trasero… muy bien tio… muy bien…

Empezamos calentando, poca resistencia y a buen ritmo. Nada mas empezar la música me transformo, suenen los grabes y no escucho nada mas a mi alredor, calculo la resistencia de la bici según los ritmos. Creo que nos pasa a todos los que hacemos muho spinning y por eso el profesor siempre grita… en cada grabe uno de mis pies tiene que estas golpeando casi el suelo casi todo lo demás de la música es accesorio… curiosamente ahora suena una mezcla de “Two Times”…

Cambia el ritmo casi al instante.

Ale: posición 3, todos arriba, resistencia al 70 % y SUBIMOS!!!

Todos a una agarramos el manillar en la posición tres y subimos separándonos del sillín. Empezaron mis problemas.

La sala está rodeada de espejos. Mis ojos de una forma instintiva se lanzan a las encima de las piernas de Alex, la excusa es ver el ritmo que lleva pero mis ojos tiene vida propia, le hago un repaso desde las zapatillas hasta el paquete para terminar mirándole fijamente el culo. Tengo que apartar mi mirada…


Cambia la musica…

Alex: vamos abajo 4 segundos y subimos en posición 3, resistencia 80 %... VENGA!!! VAMOS A DEJARNOS LAS PIERNAS!!!!

PA! PA! PAPA!!

No puede ser… hoy me tendría que haber metido a yoga… Físicamente estoy bien pero me siento torpe, incapaz de seguir ningún ritmo… si me concentro no es en la bici….

Subimos y bajamos del sillín intermitentemente. El roce al subir y bajar con mi bañador me está empezando a parecer sugerente y en una cierta medida excitante. Me concentro para no mirar el prominente culo duro de Alex. Es un esfuerzo casi titánico. La clase, como todas las del gimnasio está forrada de espejos y mire donde mire solo veo el subir y bajar de ese impresionante culo…

Por fin la clase llega a su fin. Nunca se me habían hecho tan largos los 40 minutos de clase, será cierto eso que dicen los mayores de que cuando las cosas se hacen bien el tiempo pasa volando…

María: hay… estoy reventada… te animas a una de abdominales..
Yo: no, no… hoy estoy roto, una de baño turco y a casa…

Me entretengo un segundo hablando con uno de los alumnos de la clase, resulta que estaba probando el gimnasio, le había gustado mucho la clase… como siempre habíamos terminado todos en un mar de sudor… creo que tanto esfuerzo e slo que hace de estas clases una invitación de complicad y colegue entre quienes somos asiduos, mucho mas que en otros deportes…

Entre unas cosas y otras soy el último en salir de la clase, me voy al vestuario. Mi sorpresa es que justo la única persona que hay dentro es: Alex. Estamos justo uno enfrente del otro desnudándonos, sudados…

Me siento por primera vez en mi vida violento no por desnudarme enfrente de alguien, sino por que se desnudara él… tengo la enorme tentación de mirarle, mientras me desvisto y hago que miro a cualquier otro lado, aprovecho cualquier excusa para mirarle de reojo.

Su espalda es un triangulo perfecto, con unos hombros muy marcados, y su trasero parece una nuez dura, protuberancia que se despega del cuerpo desafiando la gravedad. Húmedo. Como regado de sudor…

Me estoy poniendo malo. Siento una terrible angustia interior que me hace sntir fatal y no me deja casi ni respirar… Sin decir ni palabras me pongo la toalla en la cintura y me voy al baño turco. No puedo conducir con el en las duchas!!!

Porfin estoy solo en el baño turco. Todo mi cuerpo se ha humedecido, inclino la cabeza para apoyarla en la pared y respiro hondamente… “no por favor, no me pude pasar esto ami… cálmate, respira hondo… no es posible que se me ponga tan dura mirando a un hombre… es un accidente, seguro!! O como mucho una etapa… esto se va a apasar, ya veras…” pensamientos que retumban en mi cabeza.

Poco a poco logro relajarme y no pensar en nada. Pausar la respiración por el calor y las salidas de vapor que humedecen la sauna ayudan mucho. Sobretodo la falta de luz que hay, la media penumbra regada de vapor…

FLOP…!

Suena la puerta del baño turco, se pierde un poco de calor y humedad…. Miro a quiene entra. Es él…

Yo: hola.
Alex: hola..

No se si es solo cuestión mía pero noto tensión. Me tengo que relajar para que la tentación se meta conmigo en una sauna húmeda? No puedo salir corriendo… se sienta justo al otro lado de la pared, enfrente mio.

Ax: no te has ido este finde.
Yo: no que va, no había ganas y los exámenes están muy cerca…
Ax: no sabía que estudiabas… bueno es que no hemos hablado antes, creo..
Yo: no que va, me pongo siempre al final de clase, ya sabes, suelo tener prisa al irme..
Ax: ya oye… y hace mucho que haces spinning?
Yo: 2 años.

Se hace un pequeño silencio. Debe notar que no quiero una conversación. En este momento, al verle casi desnudo lo único que realmente me apetece es salir corriendo, la verdad.

FHUUUUUUSHHHH

Otro golpe de vapor sale de la pared. Estamos completamente empapados y las gotas comienzan a resbalar por mi cuerpo… normalmente me habría quitado las incomodas gotas de vapor con la toalla, pero al ver entrar a Alex mi polla había vuelto a reaccionar y no querría pasar la vergüenza. Para quitármelas paso mi mano por los brazos, la cara y por mi pecho…

Alex se pone de pie y utiliza su toalla para hacer lo miso. Queda todo su cuerpo desnudo. No puedo evitar mirar su polla al contra luz… madre mía… es enorme y está medio dura, de tal forma que al quitarse la toalla cuelga de un lado a otro como un péndulo. Es demasiado, noto mi toalla prieta, mi polla está reaccionando de una forma exagerada… Alex se sienta al lado mío sin anudar su toalla a la cadera, usándola solo para sentarse…

Alex susurra: no seas tonto…
Yo: Perdon?
Alex: Nada tío, pensaba en algo, estaba en otra cosa…. Oye! Has hacho mucho spinning pero hoy parecías un poco perdido…
Yo: si, bueno… es que tenia la cabeza en otra cosa… no es un buen dia…
Alex: ya…

Noto que su hombro roza el mío, pero permanezco hierático mirando al frente… pido a dios que no me toque. Voy a explotar… Alex se pone de pie, justo enfrente mio…

Alex: estaba tu cabeza por aquí, mas o menos? (Se agarra la polla con una mano…)

Me arde la cabeza, tengo un dolor de pecho increíble. Salgo corriendo ahora o nunca? Me debato entre unas ganas increíbles por tocar a este tío, sobarle entero, su poderoso culo prieto y su polla… o dejar todo esto de lado. La sensación de ansiedad es increíble… pero como se hace? Nunca he estado con un tío físicamente. No sé de quien, pero una voz gritó dentro de mi cabeza: TU ERES UN TIO, SEGUROQ UE SABES QUE HACER PARA DISFRUTAR CON UNO.

Tomo una decisión. Ya estoy aquí, no he hecho nada y la situación se ha presentado. Saldré corriendo toda mi vida? Ahora o nunca.

Yo: bueno.. por ahí… o un poco más atrás..

Estiro mi mano y agarro su polla… se parece a la mía, el tacto es el miso… resbala por la humedad del sitio… nada más tocarle se le pone durísima desafiante a la gravedad, por encima de la línea horizontal… nada mas tocarle estoy mas duro que nucna y la toalla anudada me hace daño.

Alex: a ver que tenemos por aquí?

Quita el nudo de mi toalla y mi polla sale disparada a mi abdomen. Joder! Nunca la había tenido tan dura y grande. La excitación es extrema. Estoy haciendo cosas prohibidas, no planeadas con un hombre y… en pleno gimnasio..

Mientras le pajeo un poco y con timidez, no dejo de mirar mi polla, parece que tiene vida propia, como palpitando golpea mi abdomen…. Siento que quemo por dentro… pasa un pensamiento por mi mente: y si es la última vez que estoy así con un hombre? Quiero hacer todo lo que pueda… con mi mano izquierda le toco los huebos, los meto bien en mi mano… los muevo… son enormes, no me caben enteros en la mano.

Me hubiera quedado así hasta correrme… y a poco que habría pensado que eso es todo lo que iba a hacer pero no…

Alex:venga tio… cometela..

Un segundo de pánico en mi cabeza. Comerme yo una polla? Imposible… no soy maricon… meterme algo asi? Ni idea… pero si eso no cabe.. pero… pero si “comeme la polla” es lo que decimos cuando queremos mandar a alguien a la mierda… pero si “come pollas” ha sido el mayor insulto que podiamos decir de niños a un compañero de clase… pero… la boca se me estaba haciendo agua..

Se me olvida lo más importante: nunca lo he hecho antes… sabre hacerlo? Un pensamiento: “pues claro idiota!, es el único acto donde ser activo es la mejor garantía y mejor escuela de saber ser un buen pasivo… y: cuantas tias me han comido ya la polla? Pues se como hacerlo”

MI excitación era máxima, acerco mi cabeza esa enorme polla dura, húmeda, y empiezo a metérmela dentro de la boca. Tengo que decir que desde entonces he debido aprender mucho. La experiencia es un grado…

Alex se aparta un segundo, pienso que he echo algo mal o no demasiado bien… me inclina sobre el banco y se pone encima mío, colocando su polla en mi boca y agarrando la mía con una mano. Empezamos un 69… una lección en el instante de cómo se debe comer un buen rabo… yo imitaba sus lengüetazos, las succiones de sus labios y ese tirar sin hacer daño ni aflojar…

Ninguna mujer me había hecho algo así antes. Será cierto eso que dicen de que no hay como un hombre para dar placer a otro porque se conocen físicamente a la perfección?.

Terminamos al rato, el se corrió en mi pecho y escuché un ruido en las duchas que están justo al lado.

Mi cabeza tomó conciencia en ese segundo de lo que había pasado, de lo que había hecho, de todo lo que podía llegar a pasar. Me asusté, me acojoné, me agobié por dentro… me puse la toalla de nuevo y salí corriendo a las duchas…. Tenia una sensación de suciedad en todo el cuerpo, no podía dejar de tragar agua y escupirla como para limpiar mi garganta de algo que en ese momento no quería que hubiera pasado… pero por dentro algo me decía: “ esto es el principio, un mar de pasiones, sensaciones, se aproxima”


Jamás he vuelto a ver a Alex. Dejé de ir al gimnasio un més… con el tiempo un día le pregunté a María por aquel monitor que nos metía tanta caña en spinning….

- Pufff…. Ese se largó. Resulta que estaba casado, tenía treinta y pocos y la mujer embarazada…. Y parece ser que al poco se divorció… cuernos, creo…

14 comentarios:

  1. Joder , es intenso! Sabes que escribes bien? porque lo que narras además de estar bien escrito y estructurado, deja con ganas de seguir leyendo aunque la trama sea lo que sea! Enhorabuena

    ResponderEliminar
  2. Uno aprende con el tiempo que los "daños colaterales" son siempre inevitables, y más cuando se trata de aspectos tan personales. Que yo recuerde nunca he pasado por una situación así, pero si he dejado a unos cuantos tíos y, por muy bien que quieras hacerlo.... duele! Sólo queda el pensar que tras el duelo, habrás que permitido que alguien sea feliz (y tu tb).

    ResponderEliminar
  3. pues muchas gracias tios!!! sobretodo por que os ha gustado antes de la escenita del entrenador ;), así ma gusta jejejeje y si os ha gustado también... dejarmelo saber.

    abrazo!

    ResponderEliminar
  4. ¿Sabes? Me sorprende tu capacidad para convertirte en lo que sueles aparentar (el depredador) con el personaje que eres en este relato (la presa). Tiene un aire casi de victimismo con un toque de inocencia que lo hace aun más interesante. En este relato te has superado (para mi gusto). No sé si tiene que ver con la temática o con la manera de contarlo y, como casi siempre, hay dos historias distintas, pero entrelazadas. La primera casi explica la segunda. El desenlace es... bueno, ya sabes...
    En resumen, diablo, me ha encantado. Sigo pendiente de lo que escribes. Hacía tiempo que no lo hacías y justo has escrito en los días que estaba fuera. Hoy he vuelto, pero bueno, no es de mí de lo que se trata aquí.
    Continuamos en contacto y espero leerte más a menudo.
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ed, esperoque si sigues vivo leas el regreso de El Diablo.... y comentes como simepre ;)

      Abrazos campeón!

      Eliminar
  5. Muchas gracias Ed!! Tu comentario anima a seguir escribiendo! Has dado en el clavo de con lo que pretendía hacer ver en el relato. El depredador es ha sido antes presa… quizás el presente Diablo se deba a un pasado muy distinto, al aprendizaje o sea solo un “traje” como auto defensa del mundo exterior. Y sabes: gana el que golpea primero. Todo se resume en el debate interno de lo que aparenta ser siempre y lo que realmente es el Diablo…

    Yo te sigo de cerca!!! He actualizado poco últimamente, cada vez que me sentaba a escribir no me encontraba a mi mismo…

    Abrazo!!!

    ResponderEliminar
  6. Muy interesante entrada. Siempre sorprendes

    Aparte de que escribes de maravilla, me parece genial explorar estos recuerdos que lo marcan a uno tan fuerte. Esa intensa pasion de la primera vez (sexual o primera vez con un hombre)

    De la primera parte no podria decir mucho. Me intrigo bastante pero como ya han dicho, el daño colateral es inebitable. Que hubeira pasado si hubieras seguid viendo a Alex? O si hubieras salido del baño apenas entrando el?

    Mmmm...independientemente de esas preguntas inutiles, me dejas mucho que penar....

    ResponderEliminar
  7. jaj Vaya giro que tomó el asunto. De una conflictiva salida del armario casi, y todas las dudas mentales que supone el descubrir la propia sexualidad a un relato sùpero erótico cargado de morbo y sensualidad, jajaaj Y todo en el mismo día. La verdad es que no sé pq dejaste de ir al gimnasio, si tanto te gustaba Alex ya deberías haber seguido..

    ah tb. ahora sé pq hay tanto juez en el Supremo y el consitucional torpe y que prevarica y no son capaces de sacar una puta sentencia a derechas y menos la catalana: Es que faltaban a clase y se las pasaban jugando a las cartas en El Coral, jaajajaj


    Bueno, me ha gustado mucho leerlo, cari, y gracias por hacerte seguidor de mi blog. Bezos.

    ResponderEliminar
  8. Hola! la verdad es que no se como he acabado viendo este blog pero me ha gustado... aunque ya leeré mas entradas :)
    Es increíble como muchas veces diferentes personas aprenden las cosas a partir de situaciones reales similares... en fin, un beso! ;)

    ResponderEliminar
  9. Hola, gracias por el comentario que dejaste en mi blog. Me agrada que te interese mi forma de escribir.
    La verdad entré a tu espacio para ver un poco de tu trabajo pero me encontré con entradas bastante extensas, por lo que tendré que regresar en otra ocasión para poder leerlas... aunque a juzgar por los comentarios que te han dejado parecen ser buenas.
    Seguimos en contacto... Xander.

    ResponderEliminar
  10. olasss, que alegria saber de tí de nuevo... Esperaba un nuevo relato pero veo que no hay... ¿a qué te dedicas?


    Bezos.

    ResponderEliminar
  11. wonderful site you have got, congratulation for your good job. Could you exchange link with my site? it is new, do hope you do not mind to exchange link
    Here's mine
    http://khdoc.blogspot.com/

    http://khmergay.nibblebit.com/
    http://amangay.blogspot.com/
    cheer,

    Khdoc news

    ResponderEliminar
  12. Hey! Ya se extrañan mucho las actualisaciones!!!

    Espoero andes bien y nos dejes leer otro de tus relatos pronto!

    ResponderEliminar
  13. HOla a todos!!

    2011 fue un año muy pero que muy complicado en su última mitad, por causas de fuerza mayor que añgún día comentaré no pude escribir si sentarme delante del ordenador para ahcer un minimo seguimiento de todos vuesteos blogs y comentarios...

    Pero 2012 parece que va a ser mucho mejor año. Tengo al intención de sentarme a escribir esta misma semana y colgar la primera actualización despues de tanto tiempo...

    Os ruego que me perdonesi la ausencia, releer vuestros coemntarios y algún mail privado ha sido el impulso final apra que, el diablo rojo salga un dia tan especial de caza... y para terminar contandooslo....

    Gracias siempre...

    UN fuerte abrazo!

    EL DIABLO ROJO

    PS: espero seguir contando con todos!!!

    ResponderEliminar